fbpx

Emprender mediante el prototipo: casos reales

Emprender mediante el prototipo: casos reales

Si tenes una idea, en algún momento va a ser necesario que la materialices en algo (armes un prototipo) para así empezar a validar frente a la comunidad.

¿Qué es un prototipo? ¿A qué hace referencia el acto de validar?

 

Estudiantes del primer año de la facultad tuvieron que simular un emprendimiento y empezaron por definir qué querían hacer dentro de 5 temáticas dadas. Una vez avanzada y construida la idea emprendedora, tuvieron el desafío de prototipar en algo real, funcional, aquella idea de negocio. El prototipo a realizar puede ser en formato físico y/o digital y se trata de un primer acercamiento a la solución que el emprendimiento ofrecerá.

 

Grupo de estudiantes elaboró el prototipo de un biodigestor

 

Entre tantos beneficios de armar un prototipo está el hecho de poder hacer una demostración del producto o servicio a ofrecer. Expresarlo con palabras deja de manifiesto la intención, el deseo, la fantasía de una potencial idea y el desafío comienza cuando las personas deben materializar su criterio profesional al decidir cómo harán la primera versión funcional de dicha idea. 

Está en claro que frente a una misma idea puede haber diferentes maneras de llevarla a cabo, y cada una de ellas refleja el criterio profesional de quien la ejecuta. No está mal ni está bien cada manera sino que son diferentes maneras de abordarlo. El prototipo deja en claro esas decisiones y su «éxito» se verá influenciado por eso mismo.

 

Grupo de estudiantes armó el packaging de productos gastronómicos.

 

Una de las problemáticas dadas fue el hecho de que las verdulerías tienen frutas y verduras que no logran vender y se ponen en mal estado haciendo que genere desechos, mal olores, y una pérdida de alimento. Frente a dicha situación, el desafío era elaborar algo que ofrezca una solución para evitar y/o transformar esa pérdida de alimentos. Uno de los grupos decidió elaborar compost con esas frutas y verduras para vender tierra orgánica. Su prototipo consistió en una simulación de la compostera y en un diseño del packaging en donde vendería la tierra resultante.

 

Estudiantes mostrando su compostera y el packaging

 

¿Estás con ganas de emprender? ¿Cuál será tu prototipo?

Estudiantes del primer año de universidad cursando la materia Desarrollo Emprendedor la cual está presente en diversas carreras universitarias. El docente es Lic. Rodrigo J. Martinez Goyena

Te puede interesar leer también «Emprender con perspectiva de género» para obtener nuevas ideas.

 

 

2 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Premisa I

Las organizaciones que existen desde el pasado han tenido la necesidad, y obligación, de realizar ciertas transformaciones en pos de proteger el medio ambiente. Los emprendimientos que surjan en el presente y generen impacto positivo en el sistema vigente (sea sistema social, económico, cultural, político) posiblemente seguirán existiendo en un futuro.

Aquellas transformaciones y aquellos emprendimientos que generen impacto positivo, en el futuro seguirán estando. Si dicho impacto es masivo, entonces el sistema tenderá a la necesidad de transferir tales conocimientos que dan origen a aquellas transformaciones y aquellos emprendimientos; tal transferencia será mediante la educación. Por ende, el surgimiento

de transformaciones y emprendimientos que generen impacto positivo en el mundo, provocará que la educación se haga cargo de que tales acciones prevalezcan, se desarrollen, innoven y sigan siendo incorporadas por la sociedad.

Independientemente de la naturaleza, características y campo de acción de las organizaciones existentes o de los emprendimientos nacientes, los aspectos ambientales serán una perspectiva necesaria en todo futuro.

El siguiente libro plantea reflexiones y conceptos ligados a la sustentabilidad que pueden ser incorporados en todo tipo de emprendimiento u organización.

Rodrigo J. Martínez Goyena